Procesos socioproductivos y culturales impactan la zona sur

Universidades públicas acompañan estos procesos en el sur del país

 

Bernal Martínez, del ITCR, explicó los proyectos de la CRI Pacífico Sur .Los proyectos de regionalización en el Pacífico Sur costarricense, impulsados por las universidades estatales, han logrado abrir paso a la ejecución de iniciativas en los ejes educativo sociocultural y socioproductivo, lo cual ha impactado positivamente en el mejoramiento de los procesos de desarrollo local.

    

La comunidad del sur ha tenido la oportunidad de aprovechar proyectos interuniversitarios que han potenciado la identidad cultural, la gestión local, la educación y comunicación para la salud de los pueblos indígenas, además, que se ha fortalecido la formación de los niños y adolescentes.

  

Estos y otros beneficios fueron expuestos en la rendición de cuentas de la Comisión Regional Interuniversitaria (CRI) Pacífico Sur, realizada el pasado viernes en el campus universitario de la Universidad de Costa Rica (UCR) en Golfito. Allí, rectores y autoridades universitarias, así como estudiantes y población en general, fueron informados de las iniciativas desarrolladas durante el 2010 en la región.

  

Bernal Martínez, coordinador de la CRI Pacífico Sur, destacó la importancia de realizar dicho tipo de actividades pues se convierte en "un espacio de reflexión para plantear iniciativas que ya inician el proceso para el 2012 y, además, nos permiten conocernos mejor para llenarlos de energía, entusiasmo y tener efectivamente un programa de regionalización cada vez más fortalecido".

  

Aseveró que las cuatro universidades impulsaron en el 2010 once Iniciativas Interuniversitarias de Desarrollo en la Región (IIDR), distribuidas en dos ejes estratégicos: educativo y sociocultural, y socioproductivo.

  

Entre los logros más relevantes destacan la actualización del Plan de Desarrollo de las Universidades al Desarrollo del Pacífico Sur (PLADESUR), el apoyo a la atención primaria de salud, los libros, la entrega de materiales divulgativos para la población indígena de Conte Burica, al igual que actividades de educación ambiental, capacitaciones a docentes sobre temas de afectividad y sexualidad sana, formación a líderes locales y trabajo con dos agrocadenas productivas.

  

Asimismo, fue posible la creación de la Comisión de Enlace Cooperativa, los cursos de reforestación, las asesorías en planes de negocio en Osa y Coto Brus, la capacitación a guías en turismo local y la culminación del inventario de todas las actividades turísticas del cantón de Coto Brus y Buenos Aires.

  

En la actividad, Luis Guillermo Carpio Malavasi, rector de la Universidad Estatal a Distancia (UNED), quien apoyado en sus llamados a repensar el papel universitario y su actuación en la sociedad costarricense, exaltó el impacto de la regionalización para lograr un desarrollo local atinente a las necesidades de las poblaciones.

  

"Estas actividades nos señalan aspectos muy importantes de nuestro quehacer. Nos dicen que la universidad puede trascender la tradición, puede trascender las expectativas de nuestro quehacer y, sobre todo, puede trascender lo que podemos impactar sobre la sociedad costarricense", aseguró.

  

"Cuando pensamos en los proyectos de regionalización pensamos que esta es no solo  una alternativa de hacer universidad, sino pensamos también que es una forma de decirle a nuestros políticos y a nuestros gobiernos cuál es la forma en la que tenemos ver el futuro y desarrollo para Costa Rica en los próximos años", añadió.

  

Carpio aseveró que las universidades públicas deben "proyectar la fortaleza de las regiones en el país; si nosotros logramos fortalecer la capacidad humana, la capacidad de producción, estamos fortaleciendo el desarrollo en las regiones".

  

Por su parte, Sandra León Coto, rectora de la Universidad Nacional (UNA), dijo que en el papel que las instituciones de educación superior cumplen en las regiones. "Aspiramos a que nuestra relación sea armoniosa, constructiva y esencialmente respetuosa de los proceso de desarrollo que las organizaciones quieren impulsar en sus regiones".

  

En igual línea de pensamiento se dirigió a los presentes, Yamileth González García, rectora de la Universidad de Costa Rica (UCR), quien acotó: "hemos estamos comprometidos con los procesos de regionalización, desde hace muchos años atrás de manera institucional y en los últimos años de forma interinstitucional, con las cuatro universidades".

  

"La universidad pública debe llegar a todas las regiones del país, llegar a las comunidades. Debemos desarrollar la extensión acción social, una misión que surge con la universidad misma", manifestó González, al agregar que "debemos disminuir las brechas sociales entre lo rural y lo urbano, y aumentar el acceso y la participación de poblaciones marginales, y ofrecerles equidad en todo sentido".

  

Yanina Ortiz Quesada, presidenta en ejercicio de la Comisión Nacional de Rectores (CONARE) y rectora en ejercicio del Instituto Tecnológico de Costa Rica (ITCR), señaló que "el desarrollo se empieza impulsando el desarrollo de cada una de las comunidades; este desarrollo local impulsará el desarrollo de Costa Rica".

  

"La transferencia de conocimientos, la transferencia de la tecnología y de las técnicas  nos pueden ayudar a esa promoción y a hacer el cambio que estamos llamados a hacer. El desarrollo no puede concentrarse en un espacio físico, tiene que ser de toda la región. Esto nos puede impulsar fuentes sostenibles de desarrollo, formando capacidades en los miembros de las sociedades", concluyó.

  

Lo invitamos a conocer durante esta semana por medio de Acontecer, cada uno de los proyectos en los que ha participado la UNED en la región sur.

  

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

{jcomments on}