Presidenta Laura Chinchilla firma decreto que autoriza empréstito a universidades públicas

Momento en que la presidenta firma el decreto.Al considerarlo como el más importante empréstito que haya asumido un gobierno para el fortalecimiento de la educación superior costarricense, la presidenta de la República, Laura Chinchilla Miranda, y el ministro de Educación Pública, Leonardo Garnier Rímolo, firmaron ayer martes el decreto que autoriza el préstamo por US$200 millones con el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF), para financiar el Proyecto de Mejoramiento de la Educación Superior en Costa Rica.


"Celebramos la culminación de procesos que nos llevan a dar pasos trascendentales para el desarrollo del país. Este préstamo para el fortalecimiento de las universidades públicas es el más importante empréstito que haya firmado una Administración en el campo de la Educación", comentó la mandataria, en la firma del decreto.


Dos años de intensas negociaciones llevaron a la Universidad de Costa Rica (UCR), el Tecnológico de Costa Rica (TEC), la Universidad Nacional (UNA) y la Universidad Estatal a Distancia (UNED) a plantear un documento con 41 iniciativas encaminadas a impulsar la modernización de las casas de estudios y además, ampliar la cobertura y garantizar la equidad.


Para ello fue necesario el trabajo de las comisiones técnicas de las cuatro universidades, bajo la dirección de Eduardo Sibaja, de la Comisión Técnica del Consejo Nacional de Rectores (CONARE). El desempeño de esta comisión fue elogiado por el ministro de Educación y por la presidenta.


"Recibimos un proyecto muy bien diseñado, muy bien conceptualizado de acuerdo con los objetivos esenciales en cobertura, en las exigencias de la sociedad del conocimiento y la innovación", aseguró Chinchilla Miranda.


Por su parte, el presidente del CONARE, Luis Guillermo Carpio Malavasi, expresó su agradecimiento por el apoyo manifestado por el Ejecutivo durante todo el proceso de negociación y destacó el hecho de que en todo momento las universidades públicas contaron con "libre acción" para plantear las iniciativas que serán para el beneficio de los costarricenses.


Un proyecto para la educación superior


Luego de la firma del decreto, se espera su publicación en el diario oficial La Gaceta para su entrada en vigencia definitiva.


Garnier Rímolo citó tres objetivos esenciales en el proyecto, luego de la rúbrica del decreto. Al respecto, mencionó la modernización y la innovación con infraestructura y equipo, las becas de posgrado para la actualización de docentes y una mayor cobertura para estudiantes de diferentes sectores sociales del país.


Cabe destacar que el Proyecto de Mejoramiento de la Educación Superior cuenta con dos componentes: el Acuerdo de Mejoramiento Institucional (AMI) y el Fortalecimiento de los sistemas de mejoramiento de la calidad y de la información universitaria.


En el caso de la UNED, el proyecto asegurará el acceso y la permanencia de los estudiantes y fortalecerá la innovación y el desarrollo científico y tecnológico a lo largo y ancho del territorio nacional.


Con el AMI, la UNED contempla nueve iniciativas: Red de Centros Universitarios para la innovación y el desarrollo local y nacional; Centro de Gestión de Cambio y Desarrollo Regional: Sede de Cartago; Centro de Gestión de Cambio y Desarrollo Regional: Sede de Puntarenas; y Equidad de acceso de los estudiantes a los recursos de aprendizaje digitales y en Internet.


Asimismo, incluye la Diversificación de la oferta académica de ingenierías; Formación y capacitación para el fortalecimiento del modelo de educación a distancia; Diversificación y ampliación de la producción multimedia digital y en Internet; Fortalecimiento de la producción, la investigación, la experimentación para el desarrollo tecnológico y de la innovación en la UNED, y Sistema de información para el apoyo a la toma de decisiones y la gestión institucional.


Todos estos proyectos se ejecutarán bajo estrictos sistemas de fiscalización y rendición de cuentas. De hecho, la mandataria instó a los cuatro rectores a administrar los recursos de la mejor manera para garantizar una educación universitaria en igualdad de condiciones para todos los costarricenses.

{jcomments on}