II Simposio: Evaluación de los aprendizajes dejó ver la necesidad de nuevas políticas

El segundo día presentó cuatro talleres con el fin de proponer nuevas políticas de evaluación

La actividad se realizó los días 22 y 23 de setiembre junto a tutores y encargados de Cátedra

La Vicerrectora Académica escucha las políticas planteadas en cada tallerEl II Simposio sobre evaluación de los aprendizajes fue organizado por el Centro de Capacitación en Educación a Distancia (CECED) y el Programa de Apoyo Curricular y Evaluación de los Aprendizajes (PACE) en coordinación con la Vicerrectoría Académica, con el objetivo de analizar los procesos de evaluación y aprendizaje en la Universidad Estatal a Distancia (UNED).

La actividad en su segundo día presentó la conferencia a cargo de la Coordinadora de Docencia de Ciencias Sociales Allyson Núñez y el Encargado de la Cátedra de Geometría, Ronald Sequeira; en base a su exposición los talleres desarrollaron la pregunta: ¿Qué debe incluir una política institucional para promover una evaluación alternativa que se oriente hacia evaluar para aprender?

Los asistentes al simposio se dividieron en grupos para los cuatros talleres, cada uno liderado por miembros de la Comisión Proyecto 5 del Plan de Desarrollo Académico. Xinia Cerdas coordinadora del CECED fue quien estuvo a cargo del taller 1.

“Los cuatro talleres tienen el mismo objetivo, nutrir las políticas institucionales en materia de evaluación de los aprendizajes. El plan académico propone una evaluación teórica de evaluar para aprender y eso es muy grueso, hay que identificar caminos para saber cómo implementar esa evaluación, para aprender en la formación universitaria”, indicó Cerdas.Taller 1

La coordinadora del CECED recalcó que el reto que presenta evaluar para aprender es descubrir la condición y autorregulación del estudiante.

Las propuestas de los integrantes del taller 2, liderado por Ronald Sequeira, tocaron el tema de formación de los equipos docentes en educación a distancia y no menos importante, indicaron que Evaluar para aprender requiere de recursos financieros, de infraestructura, personal, entre otros.

“Esto nos va a servir a nosotros para dar insumos a la Vicerrectoría Académica para posibles políticas... Todos estos aportes nosotros como comisión los vamos a sistematizar para entregarlo a la Vicerrectoría”, concluyó Sequeira.

Por su parte los integrantes del taller 3, que estuvo a cargo de Allyson Núñez, propusieron cambiar el tiempo de estudio por semestres ya que esto da oportunidad a los estudiantes de tener un mejor aprendizaje del material.

El último taller estuvo liderado por Ana Cristina Umaña coordinadora del PACE, los integrantes de este se enfocaron en varias propuestas tales como, establecer un plan de formación continua para todos los funcionarios de la Vicerrectoría Académica, acorde con las necesidades de la academia y personal docente.

Taller 4Tanto el taller 3 como el 4 coincidieron en transformar el modelo pedagógico del 2004 debido a que no responde a las necesidades actuales del contexto social y para ello proponen que el comisión de Proyecto 5 elabore un plan de acción para transformar el modelo.

Por otra parte los participantes del simposio basaron sus propuestas en la charla inicial, Inconsistencias de la Normativa Institucional en Materia de Evaluación de los Aprendizajes a cargo Núñez y Sequeira, centrado en la dinámica de aprender para evaluar y evaluar para aprender.

“Nosotros como comisión (Proyecto 5) no podemos generar políticas ya que vienen de autoridades superiores, en este caso el Consejo Universitario. Tal vez no podemos generar políticas, pero sí que podemos marcar una ruta a seguir en los procesos de aprendizaje”, indicó Allyson Núñez.

Por su parte Ronald Sequeira explicó el análisis que la comisión hizo de la normativa institucional, desde 1978 a la actualidad, para visualizar el avance obtenido. Recalcó la metodología del examen y la prueba escrita “que no hay que satanizarla”, pero hay que variar las pruebas de acuerdo a la materia y el contenido.

El catedrático indicó durante su exposición que a través del tiempo evolutivo de la universidad se ha tenido a la prueba escrita como principal instrumento evaluativo de los aprendizajes, cuando se sabe que los nervios y quizás un examen mal diseñado, no le permite al estudiante hacer nada.

“Yo si creo que un examen o prueba escrita bien elaborado y escrito es un instrumento confiable para recolectar información y emitir un juicio de valor acerca del aprendizaje del estudiante, pero creo que hemos convertido la prueba en el fin, entonces es el parámetro que hemos utilizado desde los inicios para aprobar a un estudiante”, explicó Ronald Sequeira.En el segundo día del simposio expusieron Allyson Nuñez y Ronald Sequeira sobre Inconsistencias de la Normativa institucional en materia de evaluación de los aprendizajes

“Sin embargo, hay otras formas de evaluar si el estudiante ha comprendido y asimilado la materia”, concluyó.

El II segundo Simposio sobre evaluación de los aprendizajes cerró con un discurso de la Vicerrectora Académica, Katya Calderón, en la que concluyó que para mejorar se deben unir las fuerzas y hay que “evaluar sin devaluarnos”.