Patrimonio de la UNESCO: un valor que nos une como ciudadanos del mundo

"Es necesario que colaboremos en la transmisión de ese patrimonio a las generaciones futuras”: Miguel Romero Sáiz, historiador y cronista de Cuenca


El director del Centro Asociado de Cuenca de la UNED de España visitó la UNED Costa Rica para fortalecer relaciones colaborativas y compartir conocimientos en arte y cultura

Primer día de la visita.En el mundo, a la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) se le considera como la entidad líder en el fortalecimiento del diálogo entre civilizaciones, culturas y pueblos bajo el respeto de los valores comunes. En esto, sobresale por la catalogación del Patrimonio Mundial, un tema que conoce bien la provincia española de Cuenca, ejemplo como ciudad patrimonial en Europa.


Miguel Romero Sáiz es el director de Centro Asociado de Cuenca de la UNED de España. En una visita a la Universidad Estatal a Distancia (UNED) de Costa Rica (finalizada este martes), aprovechó la oportunidad para compartir en una videoconferencia las características que expone Cuenca para ser ejemplo como ciudad patrimonio.


El filósofo, historiador y Cronista Oficial de la ciudad de Cuenca visitó Costa Rica para establecer relaciones colaborativas entre los Centros Universitarios de la UNED Costa Rica y el Centro Asociado de Cuenca, institución que fue visitada por los administradores de las sedes unedianas el año pasado.


A raíz de esta visita, se conformó en la UNED Costa Rica la Comisión Cuenca, en aras de articular iniciativas y proyectos, así como de propiciar el intercambio académico entre ambas instituciones. En su primer día, Romero Sáiz se reunió con el rector Luis Guillermo Carpio Malavasi, quien le habló de la historia, misión, visión y proyectos de la UNED.


“En marzo de 2014 un grupo de Administradores iniciamos un acercamiento con el quehacer docente y administrativo de la UNED de España mediante un proceso de mejoramiento institucional. En este contexto, hubo una innovación significativa debido a que se conocieron aspectos administrativos, técnicos y docentes que realiza la UNED de España y que de una u otra forma se pueden implementar en la UNED de Costa Rica. Por tal motivo, nos visita el Sr. Romero Sáiz”, detalló Evelyn Gutiérrez, administradora del Centro Universitario de Puntarenas y miembro de la Comisión Cuenca.

Esta visita fue apoyada por la Dirección de Internacionalización y Cooperación (DIC), así como por la Escuela de Ciencias Sociales y Humanidades (ECSH).


Estudioso y apasionado de este tema, Romero Sáiz compartió, como parte de su agenda, la experiencia de Cuenca con su declaratoria de Patrimonio Mundial, una distinción que les “exige consolidar, mantener y reservar esos valores patrimoniales”.


“Hablar de patrimonio es hablar de cultura, de historia, de desarrollo económico y educativo, alimentado de los valores, de ese valor de reconocer la importancia de preservar nuestros bienes patrimoniales”, dijo el experto español, en la videoconferencia que ofreció en compañía de la vicerrectora de Investigación, Lizette Brenes Bonilla, y Alonso Rodríguez Chaves, coordinador de la Cátedra de Historia, de la ECSH.


Como Cronista Oficial de la ciudad de Cuenca, él está encargado de llevar a cabo la Crónica de la ciudad en todos sus parámetros, así como programar los hermanamientos con ciudades y países. Estas acciones las desarrolla mediante la investigación y publicación de la Historia de esta Tierra. Asimismo, en cada una de las oportunidades en las que trascienda más allá de sus propias fronteras. 


Cuenca fue declarada ciudad Patrimonio de la Humanidad en 1996. Dicha ciudad es uno de los principales conjuntos monumentales de España, con una gran proyección internacional. Esta ciudad pertenece a la comunidad de Castilla La Mancha, España.


Esta ciudad se caracteriza por sus declives y hondonadas, repechos, vertientes y declives. Algunos historiadores y filósofos atinan que Cuenca es un ejemplo claro de la dramatización urbana del paisaje. Su arquitectura exhibe características propias de lo gótico, lo barroco y el neoclasicismo, y su arte goza de gran variedad, de un tono pintoresco y rasgos castizos.


Algunos de sus monumentos atrapan al visitante, por su majestuosidad y arte. Entre ellos destacan la Casa del Abad Santiago, la Iglesia de San Felipe Neri, sus casas colgadas, el Convento de las Carmelitas, la Catedral y sus Gárgolas, las Ruinas de San Pantaleón y la Iglesia de Santa Cruz.


Su lista de monumentos continúa con el Archivo Histórico Provincial, el Arco de Bezudo, el Barrio de San Martín, la Casa de las Rejas y Posada de San Julián, el Convento de Las Blancas y el Castillo, entre otros.


El también presidente de la Asociación de Escritores y Periodistas de Turismo de Cuenca, se refirió a las características monumentales que por su concepto artístico o turístico sostenible, hacen que la UNESCO declare a una ciudad como patrimonio de la humanidad.


“Por eso, estoy aquí, para ayudar a mentalizar del valor que tiene el patrimonio en la riqueza de los pueblos, en su autenticidad, en su señal de identidad. Te hace sentir persona y te sirve para que esa identificación genere el desarrollo para que nuestra vida en sociedad mejore”, agregó.

Una apretada agenda

Como parte de sus actividades, el académico participó de un conversatorio con los directores de las Escuelas de la UNED, Extensión Universitaria, Sistema de Estudios de Posgrado, Dirección de Centros Universitarios y Proyecto AMI.


Asimismo, visitó los Centros Universitarios de San Marcos, Monteverde y Siquirres, en los que conoció la identidad de cada una de las sedes y sus características.

{jcomments on}