Asociaciones, Sindicato y Administración acuerdan aumento salarial para 2018

Por Karol Ramírez Chinchilla.

Los funcionarios de la Universidad Estatal a Distancia (UNED) percibirán para el 2018 un aumento salarial del 3%, dividido en 2% a partir del 1 de enero y 1% a partir del primero de julio, aplicables a las bases salariales vigentes al 31 de diciembre del 2017. Este acuerdo se adopta tomando en consideración las condiciones presupuestarias de la institución y la situación económica del país.

“Con el afán de establecer un equilibrio entre la inflación y las expectativas de la comunidad universitaria respecto de su salario, se ha decidido hacer un esfuerzo especial grande de acuerdo con nuestras finanzas y otorgar este aumento para poder compensar no solo la inflación sino tener algunos adicionales a ella”, comentó Luis Guillermo Carpio Malavasi, rector de la UNED.

Como parte del acuerdo alcanzado se programó una próxima reunión para el 7 de febrero del 2018, con el objetivo de consensuar una agenda de trabajo que permita conocer la situación de las finanzas institucionales y desarrollar estrategias a futuro.

“Esperamos que esto sirva de base para sentarnos a negociar en el futuro sobre los elementos claves y estrategias salariales para que sea sostenible y se ajuste a la realidad nacional y a lo que necesita el país”, aseguró.

Asimismo, la Administración se comprometió a mantener el esfuerzo de no aplicar despidos, salvo que sea por razones disciplinarias, y continuar la política de gestión para otorgar la propiedad a todos los sectores laborales institucionales. Las partes se comprometieron también a continuar con el diálogo permanente, bilateral y transparente entre el Sindicato, las asociaciones y las autoridades universitarias.

El documento fue firmado por el rector de la UNED, Luis Guillermo Carpio Malavasi; Gabriel Avendaño Quesada, secretario general del Sindicato UNE-UNED; Rafael Palma Obando, presidente de APROFUNED; Pamela Carvajal Barquero, presidenta de AFAUNED; e Italo Fera Fallas, presidente de UNED-PRO.

En la negociación estuvo presente como parte de la Administración; Grace Alfaro Alpízar, jefa a.i. de la Oficina de Presupuesto, con el apoyo de Maribel Chinchilla Solo, de la misma Oficina; y Franklin Villalobos Salas, de la Rectoría. Participaron también como apoyo de las organizaciones Carolina Sánchez Cabezas (AFAUNED) y Rafael López Alfaro (UNED-PRO).

Para la mayoría de los representantes de los gremios y del sindicato, los resultados obtenidos en la negociación son razonables y satisfactorios.

Pamela Carvajal, presidenta de AFAUNED, se dijo satisfecha de la negociación. “A diferencia del año pasado logramos aumentar el porcentaje de negociación. La AFAUNED vela siempre por el beneficio y bienestar de los administrativos, como presidenta me siento muy contenta por una negociación basada en el respeto, la cordialidad y la transparencia”, agregó.

Por su parte, Avendaño Quesada dijo: “el sindicato, por Constitución Política y por las leyes nacionales, es el representante de los trabajadores para efectos de negociaciones de cualquier índole con la administración y esto lo hemos venido consolidando en los últimos cinco años, esto quiere decir que la forma como se ha planteado este tipo de encuentro con la administración ha sido orientada bajos esos principios”.

”Los resultados han sido positivos en este quinquenio porque además la administración ha tenido la capacidad de entender la posición de este sindicato. Esta negociación es muy particular porque realmente se dio con una propuesta de parte de la Rectoría muy completa. Nos satisface mucho porque, en una situación tan particular a nivel político en Costa Rica, con niveles de corrupción que afectan al pueblo costarricense, llegar a una negociación de este tipo es muy positiva y demuestra una madurez política interna dentro de la UNED”, afirmó.

Italo Fera destacó la importancia de que la Universidad adopte una política salarial, más que acciones anuales de negociación.

“Siempre se ha hablado que este tipo de negociación es por ajuste de inflación, si la inflación supera lo negociado debe ajustarse. El año pasado logramos 1% en enero y 1% en julio, y la inflación se espera que cierre en 3% en diciembre, lo que estaríamos en 1% de diferencia”, explicó.

“Seguimos teniendo una deuda a los trabajadores y, en particular a los profesionales de la Universidad, que no tenemos un escalafón de puestos donde se nos asigne la base salarial por el puesto que tenemos, excepto a los tres vicerrectores y el rector, el resto no. Desde el 2009 se había acordado que debía hacerse esto, hace ya 17 meses de que el Consejo Universitario vuelve a retomar el acuerdo y lo manda a la Administración”, apuntó.

A su vez, Palma indicó que la negociación obedece a las “necesidades presupuestarias de la Universidad, ser un poco conscientes de la situación financiera de la institución y consideramos razonable el resultado”.

{jcomments on}