UNED no se detiene y continúa con sus labores académicas apoyadas en el teletrabajo

A pesar de la emergencia nacional debido al COVID-19, alrededor de 30 mil estudiantes siguen su proceso académico en todo el territorio nacional

Por: Renzo Kcuno Aimituma

Debido a la pandemia ocasionada por el COVID-19, el mundo sufre sus peores adversidades y se ve sacudida de manera negativa en muchos ámbitos. Ante este escenario, millones de personas has sido desplazadas de sus trabajos, sus centros educativos y sus lugares habituales de estancia. Sin embargo, también hay instituciones, empresas y centros de enseñanza, entre otros, que han sabido sortear dicha realidad y hoy se apoyan en el teletrabajo como uno de sus principales pilares para reinventarse, sobrevivir y sacarle el máximo provecho como lo hace en la actualidad, la Universidad Estatal a Distancia (UNED) de Costa Rica.

Sin detenerse, la UNED ha logrado mantener su ciclo lectivo de manera regular, donde alrededor de 30 mil estudiantes continúan con sus planes de estudios. Esto, debido a la implementación del teletrabajo y al plan de contingencia adoptada recientemente, el cual ha permito que personal docente, académico y administrativo, entre otros, puedan seguir laborando desde sus hogares.

Cabe señalar, que UNED se convirtió en una de las instituciones pioneras en acogerse al decreto ejecutivo No. 39.225 “Aplicación del Teletrabajo en las Instituciones Públicas”, a fin de promover acciones para modernizar su gestión en todos sus campos de acción, con la finalidad de lograr altos niveles de desempeño en los servicios que brinda a la sociedad.

Es así como en julio del 2012 se creó el Programa de Teletrabajo (PT) y a su vez se conformó la Comisión Institucional de Teletrabajo (CIT). No obstante, fue hasta abril del 2015 que se abrió la convocatoria para que los funcionarios que desearan incorporarse a esta modalidad laboral, iniciaran el proceso.

Es importante indicar, que el año pasado, el Programa de Teletrabajo de la UNED recibió una mención honorífica por parte del Ministerio de Planificación Nacional y Política Pública (MIDEPLAN) y la Dirección General de Servicio Civil, por el aporte a la gestión pública que la institución ha ido liderando en los últimos años.

En la actualidad, la UNED cuenta con 36 sedes universitarias, 46 programas de grado y alrededor de 30 programas de posgrado, de ellos, todos están activos.

Ante la situación actual que vive el país y la institución, el Acontecer entrevistó a Adriana Oviedo, coordinadora del Programa de Teletrabajo, para que brinde algunos alcances respecto a dicha modalidad laboral.

1 ¿Qué es el teletrabajo?
Es trabajar a distancia, siempre y cuando se utilicen las tecnologías de información y comunicación. Estoy convencida que es una modalidad que se tiene que implementar en las empresas e instituciones; más ahora, que estamos con lo de pandemia del COVID-19. En ese sentido, el teletrabajo ha venido a solucionar un escenario muy crítico a nivel mundial.

2 ¿Quiénes son personas teletrabajables?
En esta época del 2020, prácticamente son muchísimas las personas que pueden realizar teletrabajo, sin embargo, no todas, debido a que hay un tema de competencias, de actividades y funciones propiamente de sus puestos; además, hay un tema de condiciones, por ejemplo, si la persona no tiene internet en su casa o si no tiene computadora pues simplemente no puede hacer teletrabajo.

3 ¿Qué representa el teletrabajo en este tiempo?
Bueno, el teletrabajo se inició en la década de los años 70, cuando Jack Nilles, de origen estadounidense, considerado como el padre del teletrabajo, se puso a investigar acerca de cómo reducir el consumo del petróleo en Estados Unidos. En ese estudio, Nilles logró concluir, que una de las mejores opciones para ese momento, era reducir la cantidad de viajes o trayectos innecesarios de las personas que iban a trabajar a sus oficinas, ahí fue donde se creó el concepto de teleworking.

Como dije anteriormente, si en la década de los años 70 se creó el teletrabajo con todas sus limitaciones tecnológicas de ese tiempo; entonces, imaginemos qué podemos hacer ahora que tenemos internet en la casa, tenemos internet desde nuestros celulares, tenemos WhatsApp y tenemos correos electrónicos, además de ello, nuestra información puede estar almacenada en la nube.

Ahora, en esta situación actual que vivimos, debido al COVID-19 pues la modalidad de teletrabajo ha sido un pilar para continuar con nuestras labores; así como lo es el plan de contingencia, en el que muchas personas de nuestra institución se sumaron a ella. Esto ha significado un gran reto para el programa de teletrabajo y que gracias al apoyo de nuestras autoridades hemos logrado resolver.

4 Como una de las instituciones pioneras en esta área, con más de 8 años, se sabe que la UNED ha brindado asesoría a otras entidades, tanto nacionales como internacionales. En ese sentido ¿se han acercado otras instituciones a solicitar apoyo o asesoría?
Pues sí, en realidad si nos han hecho consultas otras instituciones acerca de cómo implementamos el teletrabajo en la UNED, con temas específicos acerca de los seguros y cuál es el proceso que seguimos.

Hace poco asesoramos al Sistema para la Internacionalización de la Educación Superior Centroamericana (SIESCA) – CSUCA, el cual está conformada por universidades centroamericanas y así como el SIESCA, también brindamos nuestra experiencia a otras entidades.

En este momento, pienso que una de las cosas importantes es creer en la modalidad de teletrabajo, verle todas la bondades, beneficios y ventajas que nos ha traído en muchos ámbitos, no solamente laborales, sino también en la salud, en la economía y en la sociedad, por lo tanto, insto, a que la mayoría de las instituciones, tanto públicas como privadas, implementen el programa de teletrabajo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.