Editorial de la UNED publicó Pasos Audaces, un ensayo sobre cuentistas centroamericanas

Willy O. Muñoz, autor de la obra: "en este libro estudio la conjunción de raza y sexualidades, temas que en los últimos años han adquirido importancia cultural".

 


Material impreso recupera la obra de autoras centroamericanas dentro de una perspectiva de género.La Editorial de la Universidad Estatal a Distancia (EUNED) publicó recientemente Pasos Audaces Tomo I Ensayo sobre cuentistas centroamericanas, del investigador boliviano Willy O. Muñoz. Este material impreso rescata el aporte literario de escritoras pioneras que evidencian como los discursos dominantes patriarcales marginan a la mujer por razones de género.

    

El libro contiene seis temas interesantes: El personaje negro; El erotismo; La homosexualidad masculina; El lesbianismo; El travestismo y la transexualidad. En este primer tomo se abordan dichos temas desde una perspectiva cultural presente, el cual ha ido adquiriendo vital importancia en los últimos años, pero que no han sido debidamente aplicados al estudio del cuento de las escritoras centroamericanas. Para Muñoz, este es un trabajo que contribuye a un esfuerzo pionero en aras de un estudio conjunto de razas y sexualidades.

  

"El análisis que realizo en el primer capítulo se basa en los cuentos que aparecen en mi Antología del personaje negro en la cuentística de escritoras centroamericanas, texto en el que trato de ser lo más inclusivo posible. Ya que el objeto de mi estudio es la caracterización del personaje negro, no se ha tenido en cuenta la raza de las escritoras", expresó Muñoz.

  

"Mi propósito es presentar una visión literaria de la historia del pueblo negro, desde su emigración de las Antillas a Centro América; donde inicialmente se vio limitado a permanecer en las costas orientales del Istmo; un pueblo que fue discriminado y al cual inicialmente se le negó la ciudadanía en los diferentes países donde se estableció", agregó.

  

Además, Muñoz señala en su obra que entre hombres y mujeres de raza negra existe una historia racial en común, pero que las mujeres además de eso eran oprimidas a causa de su género.

  

En cuanto a los otros capítulos mencionados anteriormente como el erotismo, el homosexualismo y el lesbianismo, por decir alguno de ellos, las escritoras centroamericanas de cuentos se vieron cohibidas por las prohibiciones culturales de la época pues el lenguaje escrito desde tiempos antiguos ha sido dominio del hombre, del mismo modo que el erotismo y la sensualidad han sido meramente para los varones.

  

Según anota Muñoz, es a partir de la década de los años 90, que las escritoras inician su actividad como escritoras, y es desde esa fecha que las mujeres arremeten contra todas las limitaciones y se involucran más con el aporte literario, de esta manera, las mujeres se apropian del lenguaje y rompen los tabúes, descubriendo las debilidades del hombre como sus miedos ancestrales, destacó el autor.

  

Finalmente, Consuelo Meza Márquez, especialista en literatura, de la Universidad Autónoma de Aguascalientes, México, se refirió al libro y expresó, que en el proceso de representación las escritoras construyen personajes femeninos y masculinos que desafían el imaginario simbólico patriarcal, y vacían de su contenido aquellos símbolos que las maniatan, para llenarlos de nuevos contenidos liberadores que permiten reconstrucciones identitarias.

  

"El texto es audaz porque propone la producción cuentística como una estrategia para reconstruir la historia de estos grupos sociales centroamericanos y así brindar elementos para la autorreflexión. Es audaz, también, porque trata temáticas consideradas un tabú", concluyó Meza Márquez.

  

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

{jcomments on}