Alianza entre UNED y Banco Nacional impulsa a mujeres empresarias

Más de cien mujeres inician capacitación de cuatro meses
Textil, alimentos, arte y turismo son algunos sectores beneficiados

 

Iniciativa del Programa de Desarrollo Gerencial

  

Autoridades de ambas instituciones dieron la bienvenida a las empresarias

  

  La Universidad Estatal a Distancia (UNED) y el Banco Nacional (BN) iniciaron una capacitación para mujeres empresarias.

   



La actividad, que se llevó a cabo en el Paraninfo Daniel Oduber Quirós, contó con la participación de autoridades de ambas instituciones así como una centena de mujeres deseosas por mejorar sus proyectos comerciales.
La iniciativa surgió en el 2009 por una alianza entre la Dirección de Extensión, de la UNED, y el programa Banca Mujer, del BN. El propósito es impulsar estrategias empresariales para tener mayor solvencia económica mediante nuevas oportunidades laborales, garantizar una mejor calidad de vida a sus familias y tener un impacto positivo en sus comunidades.

Construcción, artesanía, textiles, alimentación, consultorías de diseño y comunicación, sector agropecuario, decoración, páneles solares, alquiler y venta de inmuebles, productos orgánicos y joyería son parte de los bienes y servicios ofrecidos por las mujeres que asistirán a los seminarios previstos.

"Muchas gracias a la UNED, una institución educativa tan relevante, que también tiene una proyección hacia las empresas y hacia la comunidad. El Banco Nacional se integra a esta iniciativa en dos áreas que se complementan muy bien: la responsabilidad social y la banca de desarrollo”, expresó Víctor Acosta, director corporativo de Banca y Desarrollo del Banco Nacional.

"Aquellas señoras emprendedoras que ya están aquí, que ya tienen su empresa, sin duda esperamos que valoren este esfuerzo, que tomen las enseñanzas y que a la vez nos retroalimenten en este proceso y nos ayuden a mejorar. Les agradezco su presencia. El Banco Nacional les extiende una mano amiga para que juntos construyamos un futuro mejor para todas ustedes y para sus hijos”, agregó Acosta.

De seguido, Max Alvarado, director de Responsabilidad Social del Banco Nacional, se dirigió a las mujeres: “este es un esfuerzo, en conjunto con la UNED, en procura de consolidar a las y los empresarios costarricenses, de cara a los nuevos retos que el entorno nos está imponiendo y la verdad me alegro mucho de ver esta actividad tan concurrida de mujeres”.

Proponer ideas innovadoras, sacar adelante empresas y familias, romper barreras que antes estaban solo dispuestas para los hombres. Muchas son las motivaciones de las mujeres, “que a diario se enfrentan a la violencia, a la inseguridad, salarios comparativamente bajos, dobles jornadas laborales y otras situaciones que limitan su desarrollo personal y su dignidad como seres humanos. A pesar de estos escenarios, las mujeres tienen la capacidad y la convicción para ajustar los papeles que desempeñan en su hogar con las actividades laborales”, aseguró Alvarado.
“Esta reunión refleja una alianza. La UNED es una universidad de puertas abiertas; nos interesa que las mismas organizaciones e instituciones sociales formen parte de nuestro quehacer”, expresó Vilma Peña, directora de Extensión de la UNED.

“Cuando una mujer madre aprende algo, difícilmente ese aprendizaje se queda egoístamente en ella sino que tiende a reproducirse entre toda su familia, entre todas sus comunidades y entre sus organizaciones. Es un acto tremendamente solidario invertir en la capacitación de mujeres. Es una inversión muy bien hecha”, concluyó Peña.
Extensión incluye el Programa de Desarrollo Gerencial, que tiene por propósito impulsar actividades académicas que satisfagan las necesidades de comunidades, instituciones públicas, empresas y organizaciones no gubernamentales (ONG), en cuanto a procesos productivos, organizativos y económicos.

La orientación es integral y está dirigida a desafiar grandes retos como fomentar comportamientos autogeneradores de empleo y su crecimiento, en armonía con el desarrollo social, económico y ambiental del entorno donde ellas trabajan.

Doña Julia Navas, vecina de Zapote es una de las empresarias. Ella se dedica desde hace 15 años a administrar un negocio familiar: una empresa constructora que se especializa en infraestructura educativa. Como gerente, centra sus esfuerzos en el mercadeo, la publicidad y la búsqueda de clientes.

“Me entusiasmó que lo tomen en cuenta a uno. Por ejemplo, muchas mujeres que vienen son amas de casas y vienen aquí porque elaboran un producto. En mi caso, se trata de venta de servicios y todo lo que uno aprenda lo aplica en la gerencia para que los empleados tomen a la empresa como parte de ellos”, agregó la mujer, quien es contadora pública.

El BN ha aportado, por medio de Banca Mujer, unos 6 millones de colones para los talleres; mientras, la UNED ha puesto a disposición la infraestructura y el espacio para las distintas actividades que se desarrollarán entre agosto y noviembre.

  

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

{jcomments on}